Audrey Azoulay, ministra de Cultura y Comunicación, y Corina Şuteu, ministra rumana de Cultura, han firmado un nuevo convenio de cooperación franco-rumana en el ámbito del cine que abarca numerosos temas como el patrimonio cinematográfico, la educación a la imagen, las salas de cine, la coproducción, los instrumentos fiscales o incluso la piratería.

Esta reunión fue la ocasión para que los dos ministros evocaran la rica y densa cooperación cultural franco-rumana.

También este año el cine rumano está bien representado en Cannes. Tres películas rumanas, coproducidas con Francia, están en la selección oficial: « Baccalaureal» de Cristian Mungiu, « Sieranevada» de Cristi Puiu, Palma de Oro 2007 con la película 4 meses, 3 semanas y 2 días», y «Dogs» de Bogdan Mirica.