Homenaje de Frédéric Mitterrand, ministro de Cultura y Comunicación a Paul Carpita

El cineasta Paul Carpita, cuya película "La cita de los muelles" sobre la guerra de Indochina había sido censurada durante treinta y cinco años, falleció el sábado en su domicilio marsellés a la edad de 86 años.

Nacido en 1922 en la ciudad focense, hijo de un estibador y de una pescadera, Paul Carpita realiza en 1955 su primer largometraje, "La cita de los muelles", historia de amor de un estibador y de una obrera, sobre el fondo de huelga de los muelles en reacción a a la guerra de China.

La película será capturada y prohibida por la censura; no saldrá hasta 1991 para ser aclamada como "precursora de la Nueva Ola".

"Tan pronto como supe cómo utilizar la cámara obtenida, la volví al lado de los millones de personas que se parecen a papá y mamá, las personas humilladas, despreciadas", decía este defensor de un cine popular que se había adherido muy joven al Partido Comunista.
Paul Carpita firmó en 2002 su tercer y último largometraje, "Marche et rêve», una "comedia meridional" con una mirada tierna sobre tres metalúrgicos en paro, en la pequeña ciudad provenzal de Martigues.

Toda su vida, Paul Carpita fue un humanista lleno de poesía, cineasta esencial de la escuela social, pintor de un mundo del trabajo que habría sido olvidado sin él y al que el ministro de Cultura y Comunicación desea rendir esta noche un cálido homenaje.