Residencia de artista o de un colectivo de artistas de 10 semanas (fraccionables durante 3 a 4 meses) para acompañar a los jóvenes en la emergencia de un lugar soñado de encuentro, creación y práctica en torno a las artes.


El proyecto de la residencia

El proyecto consiste en co-construir con un grupo de jóvenes una prefiguración de espacios soñados para un encuentro y un compromiso de los jóvenes del territorio en torno a las prácticas artísticas.

El enfoque propuesto tendrá por objeto favorecer el descubrimiento, la experimentación, la iniciativa y la creación. Al situarse en un enfoque participativo abierto en el territorio, en contacto con los socios locales y los habitantes, podrá incluir talleres, visitas, intercambios de conocimientos, tiempos de transmisión y momentos de convivencia. Con el apoyo de los socios movilizados en el proyecto, el grupo también podrá identificar e interrogar espacios que podrían acoger el proyecto soñado: edificios públicos, lugares privados, espacios públicos, espacios naturales...

El artista o colectivo deberá escuchar las historias de los jóvenes y de los lugares, en la observación y la búsqueda de las cualidades humanas, culturales, patrimoniales y de los aspectos insólitos y atípicos del territorio. Deberá hacer propuestas originales en acuerdo y en la prolongación de su actuación artística, que se inscribirán en este marco y se adaptarán al contexto y público de que se trate. Deberá tener en cuenta los posibles proyectos locales ya existentes y las energías potenciales. Deberá desarrollar sus proyectos en relación con los socios y podrá también acercarse a los diferentes operadores locales, ya sean culturales, académicos, institucionales, públicos o privados.

Duración de la residencia 

El artista o colectivo residirá en el territorio durante 10 semanas durante 3 a 4 meses, dividiéndose en varias estancias. Se organizará una reunión previa con las partes interesadas del proyecto para comprender mejor el contexto y proyectar la residencia.

Modalidades prácticas 

Se ofrecerá alojamiento, que podrá ser en casa del habitante. Las comidas no están cubiertas. El permiso B es indispensable, la posesión de un vehículo sería más fácil. Podrá disponerse de un vehículo de alquiler, así como de una oficina y un espacio de trabajo y almacenamiento. También se proporcionará transporte para el grupo de jóvenes participantes en el proyecto. Se podrá considerar la utilización de instalaciones públicas de tipo sala de fiestas, gimnasio, salas de animación. Asistencia técnica y logística por los servicios comunales, intercomunales y la asociación PAHLM.

Modalidades financieras 

Honorarios: 5000 € Gastos de producción: 2000 € Edición/ restitución: 1500 € 

Modalidades de candidatura

El trabajo con los recursos, materiales y materiales encontrados en el territorio será apreciado. 

La asociación PAHLM realiza una preselección de 5 expedientes sobre la coherencia entre el recorrido artístico, el expediente presentado y la consideración del contexto, así como la originalidad y la generosidad de las intenciones. La selección final será realizada por la Comunidad de municipios de la cuenca del río Auterivain. 
El expediente debe incluir:

  • una nota de intención
  • un CV
  • una selección comentada de trabajos realizados
  • una selección de textos biográficos
  • enlaces a sitios, libros, vídeos, fotos, Facebook, etc.

El expediente se enviará en pdf, en un solo archivo, a más tardar el 2 de enero de 2023 a las 20.00 horas en: contact.pahlm@gmail.com.
El archivo PDF debe tener el siguiente nombre: «Nombre del artiste_CCBA_residence»

Los trabajos ya realizados no serán aceptados, se trata de una producción contextual.

Información y precisiones: Carl Hurtin - contact.pahlm@gmail.com - 0635284217

> Descargar la totalidad de la apelación

PAHLM, Artes Extraescolares es una estructura asociativa apoyada por el Ministerio de Cultura/ Drac Occitania. 
​​​​La Drac Occitanie aporta su apoyo al proyecto en concepto de apoyo a la ordenación cultural del territorio, en particular en el medio rural. Desea desplegar una política concertada de presencia artística en el territorio, a través de residencias de territorio y de terceros lugares que puedan acoger a artistas. El desarrollo de estas residencias permite apoyar a las colectividades y a las estructuras que trabajan para que la presencia artística sea el primer factor de encuentro con las poblaciones.