Roselyne Bachelot-Narquin, ministra de Cultura, felicita a la agrupación International Arts Campus, cuyo proyecto ha sido seleccionado para llevar a cabo la recalificación del barrio de las Heroínas y de su entorno cercano, tras la convocatoria de proyectos lanzada a finales de 2018 por el establecimiento público del castillo de Fontainebleau.

Este conjunto patrimonial de primer plano, construido durante el reinado de Luis XV por el arquitecto Gabriel para acoger la gran Caballeriza del Rey, fue destinado al Ministerio de la Guerra al final del Segundo Imperio y modificado sensiblemente para responder a los nuevos usos del lugar. Ocupado por el Ministerio de Defensa hasta 2001, fue transferido al Ministerio de Cultura y luego adscrito al dominio nacional de Fontainebleau en 2006. Está clasificado como monumento histórico desde 2008.

Este barrio está formado por 11 edificios que forman un cuadrilátero que rodea un edificio central con una superficie construida de unos 12.000 m2. Está situado en la franja sureste del dominio nacional, limita al suroeste con el bosque público y, al este, con los terrenos militares del cercado de los Ebats. Desocupados porque no corresponden a ninguna necesidad, ni presente ni futuro del castillo, sometidos a actos de vandalismo, los edificios se han deteriorado fuertemente, comprometiendo gravemente su salvaguardia. A la espera de su restauración, entre 2014 y 2015 se adoptaron medidas de emergencia para garantizar su seguridad y sacarlos del agua y del aire.

El objetivo perseguido por el establecimiento era revitalizar este barrio gracias a un proyecto dirigido por inversores privados que lo salvarían de la ruina instalando actividades respetuosas de su marco patrimonial y de la posición que ocupa en el seno de la finca.

Al término de un procedimiento ad hoc que comprende dos fases sucesivas constituidas por una convocatoria de ideas seguida de una convocatoria de proyectos, se ha seleccionado el proyecto dirigido por la agrupación International Arts Campus.

Innovador, respetuoso del patrimonio y del medio ambiente, y económicamente viable, este proyecto consiste en hacer de las Heroínas el corazón de un campus internacional de excelencia dedicado a las artes, al diseño y a la gestión cultural. Será un centro interdisciplinario e intercultural de enseñanza y aprendizaje, creación conjunta e innovación único. A partir de 2025, si el calendario de trabajo lo permite, acogerá cada año a unos 10.000 estudiantes en ciclos diferenciados, de los cuales 3.000 al mismo tiempo. Dotados de un Máster, estos estudiantes procederán de universidades extranjeras instaladas en todos los continentes. El campus también ofrecerá academias de excelencia y albergará una residencia de artistas y startups culturales.

El proyecto del Campus Internacional de las Artes está dirigido por una agrupación que reúne a la SAS International Arts Campus, los arquitectos Francis Metzger (Agencia MA2, Bruselas) y Christian Marina (Agencia MPA, París), la empresa especializada en monumentos históricos Pradeau-Morin (grupo Eiffage), el constructor-promotor Pitch (grupo Altaréa Cogedim), socios educativos, culturales y artísticos, así como profesionales del sector de las industrias culturales y creativas.

El Establecimiento Público entrará ahora en negociación exclusiva con International Arts Campus con el objetivo de poner a punto antes del final del primer semestre del próximo año la convención que le confió el cuidado de gestionar las Heronnières durante 70 años.

La Ministra de Cultura celebra esta operación de reconversión de un elemento emblemático del patrimonio del Estado, que es ejemplar por su amplitud, por el cuidado con que se ha llevado a cabo, asociando a todas las partes interesadas, y por último por la calidad del proyecto elegido.