Es un acuerdo histórico que los interlocutores sociales representativos en el ámbito del espectáculo vivo y registrado encontraron anoche. Por primera vez, la ley les ha confiado la responsabilidad directa de la negociación en su sector de actividad. Este acuerdo demuestra la capacidad y la determinación de la profesión para hacer propuestas responsables, en el sentido del interés general.
La vitalidad de la cultura en Francia es reconocida mundialmente. Tenemos la suerte de tener un modelo único que preserva los oficios del espectáculo y permite a los artistas y a los técnicos vivir de sus oficios.

Avances importantes

Este acuerdo, que debería firmarse durante el día, permitirá consolidar el régimen específico del seguro de desempleo en el plano financiero. Es también una respuesta clara a las preocupaciones expresadas desde hace varias semanas por los profesionales del espectáculo. Sus reivindicaciones fueron escuchadas: el retorno al principio de la «fecha aniversario» para la revisión de los derechos de indemnización de los artistas y de los técnicos, la neutralización de las reducciones de las indemnizaciones tras un permiso de maternidad o una mejor consideración de las horas correspondientes a una enseñanza artística o técnica. El acuerdo prevé también un incremento de las contribuciones patronales, signo de responsabilidad dado por los empresarios del sector a los interlocutores sociales, a nivel interprofesional.
La Ministra felicita a los negociadores de ambas partes por la dirección de sus trabajos y por su sentido de responsabilidad.

Apoyo activo del Estado al sector del espectáculo

Este memorándum de acuerdo debe ser ahora objeto de un estudio más preciso, en términos de impacto financiero, por parte del comité de expertos. Debería representar ya un esfuerzo importante, que hay que saludar. Como prometió el Primer Ministro en 2015, se creará un fondo de apoyo al empleo para el sector del espectáculo, con una dotación del Estado de 90 millones de euros al año. Próximamente se reunirá un Consejo Nacional de las Profesiones del Espectáculo para presentar los contornos y proponer su aplicación. Para acompañar todas estas medidas, la Ministra de Cultura y Comunicación y la Ministra de Trabajo, Empleo, Formación Profesional y Diálogo Social firmarán con los interlocutores sociales del sector, un plan para el desarrollo de empleos de calidad en el sector del espectáculo.

Por último, habida cuenta del acuerdo, las salas de espectáculos deben devolverse al público y no ser el lugar de reivindicaciones de otra naturaleza.