En el marco de la política de democratización cultural llevada a cabo por el Ministerio de Cultura y Comunicación, el premio «Patrimonio para todos» distingue un enfoque de excelencia en materia de accesibilidad generalizada para las personas con discapacidad motriz, visual, auditivo o mental. Dotado con un importe de 50.000 euros, permite recompensar a museos, monumentos, servicios de archivos u otros sitios patrimoniales por sus logros en materia de conformidad con las normas minusválidas del marco construido, innovación vinculadas a un enfoque de acceso y de uso para todos, de mediación que favorezca la autonomía de las personas y de mezcla de los públicos en la oferta cultural.

El pasado 5 de septiembre, Vincent Berjot, Director General de Patrimonios, presidió el jurado en el que participan la delegada ministerial para la accesibilidad Marie Prost-Coletta, miembros de las principales asociaciones de personas con discapacidad y de la sociedad civil (Pascal Bureau, Association des parálisis de France; Marie-Christine Legros, Union Nationale des Associations de Parents et Amis des Personnes Handicapés Mentales; Roger Chatelard, Association pour Adultes et Jeunes Handicapés; Serge Pichot, Confederación Francesa para la Promoción Social de los Ciegos y Ambliopes; Annette Masson, Association Tourisme et Handicap) y representantes de los diferentes servicios del Ministerio de Cultura y Comunicación.

Para esta tercera edición del «Premio Patrimonio para Todos», los ganadores son los siguientes:

- En la categoría de establecimientos dependientes de las colectividades territoriales:

Primer premio ex aequo, con una dotación de 20.000 € para cada establecimiento

- La Cordelería Real. Centro Internacional del Mar en Rochefort

- Museo al aire libre de las Casas Condesas en Nancray    

Mención especial en el museo Toulouse-Lautrec d'Albi, con una dotación de 10.000 €.

- En la categoría de establecimientos nacionales:
El Museo de la Música para la escenografía y las herramientas de ayuda a la visita de exposiciones temporales y permanentes
El museo del Louvre por su política de accesibilidad generalizada y, en particular, en materia de acompañamiento y formación de los enlaces asociativos
El jurado desea felicitar a todos los candidatos por la calidad de los expedientes presentados.

Los ganadores de los premios:
La Cordelería Real. Centro Internacional del Mar en Rochefort (Poitou-Charentes)
Este centro cultural de encuentros se dedica a la difusión de la cultura marítima. Desde hace varios años, se ha comprometido en una política de accesibilidad generalizada muy voluntarista y ha elaborado una serie de ofertas culturales adaptadas a cada deficiencia. La participación de las asociaciones representativas de personas con discapacidad, los representantes locales y otros profesionales del turismo y el patrimonio ha sido fundamental para el éxito de esta iniciativa y la aplicación de buenas prácticas. El sitio web ha sido rediseñado para cumplir con las normas de accesibilidad digital y ofrece la descarga gratuita de ayudas a la visita. La presencia en las redes sociales en línea constituye un elemento determinante de la política de comunicación hacia los públicos con discapacidad.

Museo al aire libre de las Casas Condales en Nancray (Franco Condado)
Este museo atípico expone, sobre quince hectáreas, la arquitectura rural tradicional condal a través de más de treinta edificios y edículos. Un grupo de trabajo con representantes de asociaciones departamentales de personas con discapacidad ha permitido mejorar el recorrido exterior y adaptar la mediación para cada discapacidad. Las visitas virtuales en alta definición son accesibles gratuitamente en tableta digital y en internet. Se ha creado un jardín pedagógico. Se organizan periódicamente actividades de sensibilización y formación sobre la discapacidad para todo el personal. Por último, este establecimiento ha contratado a varios trabajadores discapacitados y está desarrollando numerosos proyectos de inserción.

Museo Toulouse-Lautrec d'Albi (Midi-Pyrénées)
Una obra de 10 años ha permitido adaptar este monumento histórico y sus espacios museográficos a las nuevas normas de accesibilidad del entorno construido. Desde 2009, se ha iniciado una estrecha colaboración con las asociaciones locales de personas con discapacidad en la concepción de la oferta cultural para cada discapacidad, en particular para los públicos sordos. Se contrató a una decena de participantes (plásticos, actores, músicos) formados en las especificidades de cada deficiencia. En verano, el museo ofrece a las personas con discapacidad mental y a sus acompañantes visitas a todos los públicos. Las acciones «fuera de los muros» y las visitas al museo están diseñadas para el público de las edades tercera y cuarta mediante un convenio con residencias de ancianos de la región.

Museo Nacional de la Música en la Cité de la Musique (París)
Desde su apertura, este museo concede una importancia particular a la acogida de las personas con discapacidad. Además de la accesibilidad de los espacios a las personas con movilidad reducida, una variada oferta cultural está diseñada para personas con discapacidad, que vienen solas o en grupo. Las exposiciones temporales ofrecen regularmente recorridos adaptados y la exposición permanente propone imágenes en relieve, instrumentos para tocar y audiodescripción para los discapacitados visuales. Los niños con discapacidad pueden descubrir las colecciones en compañía de niños sanos gracias a los rompecabezas táctiles, los juegos sonoros y los terminales multimedia. Un nuevo recorrido lúdico e innovador «Toca la música» se dirige ahora a las familias.

Museo del Louvre (París)
El Museo del Louvre lleva más de 20 años aplicando una política de accesibilidad que tiene en cuenta la diversidad de sus públicos. Por una parte, gracias a los trabajos del Gran Louvre donde el palacio se dotó de una accesibilidad del marco construido (ascensores, elevadores, planos inclinados, escaleras mecánicas, aseos adaptados, luminosidad, asientos, etc.). Por otra parte, con talleres, visitas-conferencias y numerosas herramientas de ayuda a la visita autónoma adaptadas. En 2012 atendió a 800 grupos de personas con discapacidad, es decir, 16.000 personas. Garantiza a las personas con discapacidad y a sus familias una entrada prioritaria y sin esperas al museo y la gratuidad para la persona con discapacidad y su acompañante. El Gobierno ha concertado acuerdos con el Fondo para la Integración de las Personas con Discapacidad en la Administración Pública.